Ya hablamos hace unas semana que el blanco apuntaba fuerte este verano como tendencia de interiorismo, pero lo que no sabíamos es que sería también el protagonista de tu jardín.

 

Viene aplicado a los muebles de exterior, sobre todo a los de madera y rafia, para conseguir ese toque natural en tu terraza o jardín. Podemos encontrar desde sillas plegables a tumbonas, pasando por mesas o pequeños bancos de exterior.

 

 

También viene aplicado a las sombrillas, sobre todo a las de lona, para conseguir no sólo crear sombra, sino también tener una luz muy agradable bajo ella.

 

 

También es el color estrella de los objetos decorativos de exteriores, como esta original antorcha en forma de huevo:

 

O estos maceteros con ilustraciones:

 

 

O si buscas un rincón para tus plantas, pero que denote diseño, apuesta por estos otros en blanco brillo:

 

 

Lo ideal es aprovechar el color neutro de estos elementos para crear un ambiente muy zen, pero con pequeños toques de color que denoten verano. Recuerda que los colores de la temporada son el fresa y el limón, aunque vienen pisando fuerte los violetas y azules grises. 

 

 

Para conseguir este toque de color podemos usar manteles vaporosos, o caminos de mesa; y cojines de motivos coloridos y atrevidos para las sillas y la tumbona. La decoración quedará perfecta si apuestas por macetas que tengan flores en rosa palo, azul o amarillo, para mezclarlas con blanco. Los geranios, por ejemplo, son perfectos para exterior, porque requieren de riego una vez al día, sol constante y aportan un colorido sin igual. 

 

Fotos obtenidas de www.casashops.es y www.habitat.net

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

dos × tres =