cambiar grifo

Suelen haber una serie de averías comunes en una casa. Por ello, conviene saber como se pueden resolver bien las mismas y que las reparaciones en tu hogar queden perfectas.

1º. Cambiar el bombín de la cerradura:

Para ello, se suele llamar a un profesional. Pero se trata de un arreglo sencillo. Cuando se compre el bombín hay que tener en cuenta su forma, su tamaño y el grosor de la puerta.

Lo mejor es sacar el que se tiene quitando el tornillo que lo sujeta y llevarlo a la tienda como muestra. Una vez, se tenga el nuevo, se debe encajar en el hueco donde iba el antiguo y volver a enroscar con un destornillador el tornillo que lo fija a la cerradura.

2º. Sustituir un grifo por otro nuevo:

En primer lugar, se tiene que colocar un barreño cuando se desenrosque los latiguillos y las tuercas de debajo del grifo. Luego, se deja salir el agua estancada antes de mover la pieza que se va a cambiar.

Si las tuercas están muy duras, debido a la oxidación o los restos de cal, se pueden aflojar con una gota de aceite, dejando que penetre un par de horas en la rosca.

3º. Poner un enchufe nuevo:

Lo primero que hay que hacer es desconectar el interruptor general de la luz. Después, se debe usar un destornillador buscapolos el cual detecta la existencia de corriente. También hay que comprobar que las herramientas tengan un mango aislante.

A renglón seguido, se tienen que colocar los apliques otra vez. Hay que tener cuidado para no pellizcar los cables del interior del cajetín pues podría provocarse un incendio.

Por último, hay que ser paciente desatornillando todas las piezas y no dar tirones que podrían llegar a desconchar la pared. Al final, se conseguirá el objetivo de poner un nuevo enchufe.

Foto vía Facilisimo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

trece − 10 =