limpieza

Siempre ayuda limpiar de forma más rápida, con menos esfuerzo y con resultados más duraderos en el tiempo. Se trata de tener una casa impecable durante más tiempo. Para ello, conviene seguir estos sencillos consejos.

1º. Establecer un plan semanal

Se pueden reservar los fines de semana para lo que lleva más tiempo como limpiar los baños en profundidad o bien fregar a conciencia los suelos. El día a día se puede usar para limpiar el polvo del salón, barrer el comedor, recoger la ropa, …

2º. Ordenar la casa

El desorden atrae el desorden. Si está todo colocado, parecerá limpio. Se deben recoger los ceniceros, colocar los cojines del sofá antes de irse a dormir, poner las tazas del desayuno en el lavaplatos, colocar la ropa sucia en el cesto o la lavadora, etc. Orden por sistema.

3º.  El material: junto y a mano

Se debe tener en el cuarto de baño un kit completo; se puede dejar colgado bajo el lavamanos o tras el sanitario. Otra buena idea es guardar en el despacho un guante de microfibra para limpiar el teclado del ordenador y la mesa a diario.

4º. No ser perezoso con la limpieza:

No dejes para mañana lo que has ensuciado hoy. Al salir de la lucha, se debe limpiar la mampara con el vapor que queda. Y si cae una mancha en la alfombra, hay que quitarla al instante pues saldrá mucho mejor.

5º. Usar los tiempos muertos:

Un minuto puede dar mucho de sí. Se puede sacar partido a esos «impasses» del día: mientras termina la lavadora, se puede sacar el lavaplatos; o bien repasar el microondas en el ratito que tarda en hervir el agua.

6º. Conseguir que limpiar no sea aburrido:

Ya que se tiene que hacer, se puede realizar mientras se escucha música, se baila a su ritmo o se oye la radio. Lo divertido cuesta menos.

Foto vía MundoHogar

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

18 + 11 =