Vamos a fabricar un jarrón a todo color. Se trata de transformar un simple vaso en un florero con estilo, lograr un bello macetero de cuerda teñida en colores vivos. Quedará muy decorativo y lo podrás hacer sin mucho esfuerzo, en apenas unos minutos.

Para ello necesitaremos los siguientes materiales: dos paquetes de Tintes Iberia, uno granate número 12 y el otro azul número 2; una cuerda de 4 metros de largo aproximadamente; una cinta métrica; unas tijeras; hilo; aguja; y dos vasos de cristal grandes. Una vez reunido todo esto, ya sólo queda ponerse manos a la obra hasta lograr el objetivo.

En primer lugar, hay que medir el contorno de cada vaso, así como base, enrollando la cuerda, y luego trasladar esa medida a ésta con la cinta métrica. Se necesitarán dos metros de cuerda para cada jarrón más o menos.

A renglón seguido, se corta cada cuerda con la medida obtenida anteriormente con el metro. Después se hace un nudo discreto en los extremos con la clara finalidad de evitar que se deshilachen posteriormente y haya problemas.

En tercer lugar, hay que teñir las cuerdas introduciéndolas en una mezcla de agua caliente con el colorante adecuado, el fijador y la sal que hay en el envase que hemos comprado. Se debe mantener las cuerdas alrededor de 40 minutos en el agua y luego aclárarlas con agua y secarlas con papel de cocina de manera cuidados pues ya estamos cerca de lograr nuestro objetivo.

Por último, hay que enrollar la cuerda poco a poco, a la vez que se va cosiendo la misma. Se comienza por la base y se va moldeando para darle la misma forma de los vasos. Así, habremos construido un jarrón ideal para decorar nuestro hogar lleno de color.

Foto vía Videodecoracion

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

11 − 9 =