En ocasiones, conviene dar un nuevo aire a nuestra habitación con el fin de actualizarla, renovarla y darle una nueva vida. Se trata de aplicar una serie de ideas sencillas.

1º. Usar una cómoda:

Utilizar una cómoda antigua es un rico contrapunto a la decoración actual. Dará un toque nuevo y especial al dormitorio. Se coloca junto a la cama en un pared.

2º. Un toque de color:

Te recomiendo usar tonos crudos y animarlos al mismo tiempo con pinceladas de color: pon una alfombra a los pies de la cama, una manta,, un cojín, unos cuadros, … El resultado cumplirá netamente con tus expectativas.

3º. Las luces:

Para que las luces no te molesten se debe instalar la menos una luz general que ilumine toda la habitación y varios apliques con los focos dirigidos hacia el techo, nunca a la cama, para que rebote.

4º. Empapelar la pared del cabecero:

Sugiero empapelar la pared del cabecero, decorarla con vinilos o pintarla en un color diferente al resto. Si es más claro se ganará en sensación de profundidad.

5º. Renovar la ropa de cama:

Se trata de una de las formas más sencillas y económicas de dar un aire nuevo a la habitación. Se puede crear un fondo en blanco y, sobre él, combinar una colcha con grandes estampados y cojines de varios colores.

6º. Instalar un suelo nuevo:

Los suelos laminados se colocan encima del antiguo de manera rápida y sencilla. Los hay en muchos acabados. Por ejemplo, si se opta por uno que imite madera la habitación resultará mucho más calida y acogedora.

7º. Colocar un somier elevable:

Si se coloca un somier elevable se ganará un espacio extra donde poder guardar y ordenar las sábanas, las mantas, los edredones, etc. Incluso si se tapiza haciendo juego con el cabecero resultará un elemento decorativo más.

Foto vía Decoesfera

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

13 + ocho =