muebles blancos en el dormitorio

Se puede lograr dar un nuevo aire al dormitorio por menos de 150 euros. Con estas ideas se conseguirá sin tener que llenar la casa de obreros. Solo hay que ponerlas en práctica.

1º. Cambiar una de las mesillas por una estantería:

Con ello se logrará más sitio para los libros. Se pone de suelo a techo para rentabilizar la zona, y de poco fondo, para que no se coma el espacio. Si se desea se puede añadir una mesita ligera de apoyo.

2º. Pintar una pared con rayas:

Se deben hacer anchas y verticales las rayas pues son más elegantse. Además de renovar el dormitorio, se conseguirá elevar ópticamente el techo y dar mayor sensación de amplitud. Se tienen que pintar de un tonor acorde al cabecero para integrarlo.

3º. Poner un cabecero con balda e integrar las lámparas en él:

Con ello se ganará una superficie de apoyo y se liberarán las mesillas. Se ponen como costados dos tableros de unos 30 centímetros de ancho y se unen con otro frontal; se fijan allí las lámparas. Para concluir, se coloca encima la tapa.

4º. Colocar unas baldas en la pared junto a la cama:

Se ganará una buena superficie de apoyo. Se deben elegir estrechas de manera que apenas ocupan ni molesten al pasar. Incluso mucho mejor si son voladas pues como parecen suspendidas resultan mucho más ligeras que con anclajes a la vista.

5º. Pintar la zona alta de la pared igual que el techo:

Así parecerá más alto. Si está empapelada, no hay que levantar el papel: se de una capa fina de masillas en las uniones y luego se sella todocon una imprimación. Como remate, se pone una moldura de poliestireno.

6º. Cambiar el color de los muebles:

Se pueden pintar de blanco, no solo parecerán nuevos y más actuales, sino que también se rebajará su peso visual y se ganará luminosidad y sensación de espacio.

Foto vía Muebles Max Descuento

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

uno × uno =