Mantas-y-alfombras_dormitorio-3-friso-567x345

Hay varias formas económicas para no pasar frío en casa sin tener que poner a tope la calefacción. Se trata de estar caliente sin gastar un euro de más. Para ello, os recomiendo seguir estos consejos.

1º. En los suelos y las paredes:

Se puede colocar una alfombra en el salón y se tendrán los pies calentitos. Las de algodón también irán bien y son muy económicas. Otra idea pasa por poner un friso y las paredes no estarán frías. Se puede elegir de madera pues es un buen aislante térmico.

Además, con una repisa sobre el radiador, el calor no se irá hacia arriba. También detrás del radiador se puede poner una lámina reflectante y reflejará el calor.

Asimismo, hay pinturas con aislante térmico para evitar el efecto pared fría, pero son blancas. Si te agrada más en color, se puede añadir a la pintura que se quiera un aditivo.

2º. En las ventanas y las puertas:

Se debe acabar con las ventanas frías. Para ello, se tiene que pegar una lámina transparente aislante; solo se necesita un simple secador.  Además, hay que tapar las rendijas de ventanas y puertas con unos burletes de caucho o bien con espuma aislante.

Por otro lado, se recomienda reconvertir las cortinas. Se les puede pegar un forro térmico por detrás. Es transparente y reduce hasta en un 46% la fuga de calor.

3º. En el dormitorio:

Se puede poner una manta eléctrica bajera en al cama o bien unas sábanas de franela. También se puede usar un calientacamas antes de ir a dormir. Se carga en tres minutos y dura unas tres horas.

4º. Trucos para no quedarse frío:

Si eres de pies fríos, ahora tienes unos calcetines de tejido biocerámico que al contacto con la piel emite calor. Asimismo, hay zapatillas con batería que emiten calor y se lavan en la lavadora.

Por último, para el sofá, se puede tener a mano una mantita; las de algodón, tipo polar, son las más calentitas.

Foto vía Friso

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

12 − 1 =