manteles de verano

Durante el verano uno puede tener más tiempo para decorar su hogar. Además, el calor invita a realizar una serie de cambios en la decoración. La vivienda debe estar preparada para las largas jornadas de calor y sol.

1º.  La cocina:

Los manteles y adornos para la cocina son un éxito sguro para las cenas especiales en verano, algún acto en casa o solo por placer de ver la  casa renovada. En la cocina se utilizan  las ollas de colores con limpiones del mismo tono.  Además, las pérgolas son muy útiles a la hora de disfrutar de una agradable tarde sin las molestias de los mosquitos.

2º.  La luz:

La iluminación es un elemento clave a la hora de decorar no sólo en verano sino también durante todo el año. Una buena apuesta son  las velas de varios colores, tamaños y olores. Hay que  tener cuidado con ellas, pero hay elementos muye decorativos que las pueden contener con mayor seguridad. También se puede apostar por lámparas hechas por uno mismo con encajes y troqueles que dan un aspecto más acogedor a la vivienda.

3º.  Exteriores:

La decoración  del exterior del hogar puede ser una muy buena opción para dar un mejor aspecto a la vivienda.  Por ejemplo, las fuentes de agua dan sensación de tranquilidad y relajación. Hay que conseguir un patio agradable con un parasol, plantas y buenos cojines.

4º. Los cojines:

Si se apuestan por unas cortinas en colores claros, los cojines pueden ser en tonos fuertes de la misma gama. Se puede colocar en cualquier lugar  del hogar, lo que dará un aire nuevo y diferente.

5º. Las cortinas:

Son elementos muy relevantes y tienen la facultad de cambiar mucho el aspecto de los interiores del hogar. Se recomienda decorar con tonos claros en amarillos o verdes, que son perfectos  para dar sensación de frescura.

Foto vía Arqhys

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

13 + 16 =