En un dormitorio, suelen convivir dos personas y no siempre resulta fácl dicha convivencia. Pueden surgir roces que se pueden solucionar con una adecuada distribución del espacio del dormitorio. Así, independizar una zona del dormitorio permitirá que se pueda trabajar, leer o ver la televisión y, al mismo tiempo, dejar dormir a la pareja.

En primer lugar, se trata de buscar la mejor solución para que la luz de la lámpara no desvele a quien quiere dormir. Además de una lámpara de techo como luz general, se pueden usar en cada zona una luz puntual como una lámpara de pie en el rincón de lectura o un flexo en la mesa de trabajo. Asimismo, se deben usar reguladores de intensidad.

Otra buena opción es instalar varios interruptores con conmutadores para encender y apagar las luces que queden lejos desde un mismo punto. Ello evitará discusiones sobre quien se levanta para apagar la luz. Incluso hoy en día los fabrican por radiofrecuencia con lo que no hay que realizar rozas.

A la hora de leer en la cama, sugiero poner apliques con brazo móvil: al orientar la luz, se molestará mucho menos. Asimismo, resulta fundamental optar por bombillas halógenas que concentren el haz de luz, pues no deslumbran.

Si se quiere ver la televisión desde la cama sin molestar a tu pareja, hay varias ideas. En primer lugar, hay que utilizar auricularse inalámbricos para que el sonido no moleste absoluto. Luego, hay que colocar la televisión en un brazo móvil, de los que se fijan en la pared. De este modo, se podrá orientar hacia el lado que interese para intentar dirigir la luz que despide hacia un único lado de la cama. Si no se quiere que la televisión esté en la pared, recoiendo instalar una base giratoria en la cómoda.

Por último, hay varias formas de independizar una zona del dormitorio como con un panel corredero, con paneles japoneses, con una librería sin trasera o con una cama con dosel.

Foto vía Deco Estilo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

1 + tres =